En el mes de febrero los hondureños recordamos con tristeza el fallecimiento del primer mártir del movimiento ambientalísta del país: Jeannette Kawas, quién prácticamente ofrendara su vida por defender y tratar de preservar los recursos naturales de la Bahía de Tela.

Pero ¿Quién fue esta dama de hierro?, he aquí un breve resumen de la vida de nuestra querida y recordada Blanca Jeannette Kawas Fernández.

Nacida el 16 de enero de 1946, en Tela Atlántida, inicia sus estudios primarios en la escuela “Miguel Paz Barahona” de esta ciudad, seguidamente realiza estudios secundarios en varios centros educativos culminando los mismos en el Instituto “Triunfo de la Cruz” al graduarse como Perito Mercantil y Contador Público (1967); Luego de obtener su titulo, se desempeñó en varias instituciones mercantiles, entre ellas el Banco Nacional de Fomento, Banco Atlántida y la Rosario Resourses Corp. (El Mochito, Sta. Bárbara).

En los años 77-79, conoce y contrae matrimonio con el señor Jim Watt, procreando a sus dos hijos: Damaris y Jaime. A inicios de la década de los 80’s se involucra en las actividades y problemática de la comunidad. A finales de esa misma década se traslada con sus hijos a la ciudad de New Orleans, USA, donde realiza estudios de computación, obteniendo varios certificados, reconocimientos y menciones honoríficas por su aprovechamiento y excelencia académica.

A comienzos de la década de los 90’s, a solicitud de su padre, regresa a Tela para encargarse de la administración de sus negocios. Para ese mismo tiempo junto a otros ciudadanos teleños y asesorados por Carl Pierce (miembro del Cuerpo de paz), forman la primer organización ambientalista en Tela: La Asociación Hondureña de Ecología, misma que con el correr del tiempo y del brazo de Andrés Stoll y otros buenos teleños, se convertiría en lo que hoy es PROLANSATE, organización a la que dio vida desde sus inicios, comenzando en distintos cargos hasta llegar a ser la presidente de la misma, periodo durante el cual la organización llega a ser el símbolo insigne a nivel nacional e internacional, por el empuje y decidida participación, creando imagen y confianza en los diferentes entes gubernamentales y no gubernamentales hasta obtener las primeras ayudas y creando mas credibilidad por su capacidad en el manejo de los fondos y los proyectos afines a la creación, conservación y protección de las áreas protegidas de la Bahía de Tela.

...hasta llegar a aquel fatídico 6 de febrero del 95, cuando al amparo de la oscuridad y cobardemente fue silenciada. Sin embargo su asesinato no ha podido aplacar su espíritu, el cual vive en cada uno de quienes la conocimos y recordamos y nos alienta a seguir trabajando en procura de un mejor y conveniente desarrollo de esta tierra. Y como decía ella: Un beso, un abraso, y una flor...

Esta publicación fue posible gracias al financiamiento del Proyecto de Gestión Sostenible de Recursos Naturales y Cuencas del Corredor Biológico Mesoamericano en el Atlántico Hondureño (PROCORREDOR), a través de la Subvención 09, misma que es asignada al RVST a través de la Gestión de la Secretaria de Recursos Naturales (SERNA) y apoyo financiero de la Unión Europea. Sin embargo, las opiniones e ideas presentadas en esta página no necesariamente reflejan los puntos de vista de la Unión Europea.